Darkthrone Eternal Hails......

Ha llovido mucho desde que Darkthrone realizaron su primera y última evolución musical. Fue entre su debut “Soulside Journey” y el siguiente “A Blaze In The Northern Sky”, en que abandonaron el Death Metal para abrazar el Black Metal hasta el fin de sus días. Este paso casi les supone la expulsión de su discográfica Peaceville, que en aquellos momentos todavía no sospechaba la repercusión mundial que tendría el Black Metal ni que la discografía de Darkthrone terminaría convirtiéndose en una de las grandes joyas de su catálogo.

Pues bien, desde entonces Darkthrone se han convertido en unos fans incondicionales del moonwalk de Michael Jackson, y han ido realizando pasos musicales hacia atrás. Mientras el resto de grupos de la misma hornada del Black Metal han experimentado con la melodía, la sinfonía, el Prog, el Avantgarde o el Black’n Roll, Fenriz y Nocturno Culto se han mantenido inalterablemente como dos colegas amantes del Metal de los 70 y los 80 que, para decirlo suavemente, prestan poca atención a todo lo que se ha hecho después en el ámbito de la música.

Fruto de todo esto nos encontramos con este “Eternal Hails……”. Es su decimonoveno álbum y les lleva a rendir homenaje al Doom Metal, a bandas como Candlemass y, sobretodo, a discos como “Epicus Doomicus Metallicus”. Como es habitual, nos encontramos con una producción 100% orgánica, sin aditivos, colorantes ni conservantes, que envuelve a cinco temas de duración bastante extensa, con el riff doomie y monolítico como gran eje vertebrador, pero sin abandonar la esencia de Darkthrone ni del Black Metal primigenio.

Los fans de Darkthrone y de las referencias ya citadas disfrutaran bastante de este disco. Cada uno de los temas tiene algún highlight que le otorga entidad y que hace que no te importe escuchar el disco en bucle. “Eternal Hails……” también esconde una pequeña sorpresa en forma de outro en el último tema “Lost Arcane City Of Uppakra”. Es un fragmento muy atmosférico y con un pequeño crescendo que yo habría asociado más a unos Godspeed You! Black Emperor.

Normalmente atribuimos la falta de evolución de los grupos a la carencia de nuevas ideas o al miedo de probar cosas nuevas. Este no es el caso de Darkthrone. Ellos son así y no pretenden vivir de la industria musical. Hacen la música que querrían escuchar ellos mismos, y si a alguien más le gusta, mucho mejor.

Ivan Cateura